final logo.png
ltc.png

OFICINA PRINCIPAL

Roberto Schiess 173. Puerto Ayora, Isla Santa Cruz

Galapagos – Ecuador

OFICINA REPRESENTATIVA

Juan Leon Mera N23-36 y Baquedano

Quito – Ecuador

ISLAS GALÁPAGOS – MARAVILLA NATURAR

Primordial, celestial, encantada, única!

El origen y la trayectoria

Separadas por más de 950 km del Océano Pacífico de las costas de América del Sur, las Islas Galápagos residen en forma aislada. Consta de 13 islas principales y un total de 233 afloramientos e islotes más pequeños. Se distribuyen en un área de más de 133,000 km2 de reserva marina y santuario marino, con una superficie total de aproximadamente 8,000 km2.

 

Nacido de la lava y el fuego de las profundidades de la corteza terrestre, el mismo proceso aún continúa hoy, lo que resulta en un majestuoso espectáculo de actividad volcánica y erupciones. Fernandina e Isabela, dos de las islas más jóvenes del archipiélago, tienen erupciones tan recientes como el verano de 2018. Bajo la delgada capa de roca que forma la placa tectónica donde reside Galápagos, se encuentra una burbuja masiva de roca fundida, conocida como un "punto de acceso", y es el origen de estas islas legendarias.

 

A esta placa oceánica se le ha dado el nombre de placa de Nazca, y de hecho se está moviendo hacia las placas continentales de América del Sur a un ritmo de 6 cm anuales. La interpolación de la placa oceánica y la ubicación del punto de acceso, que se mantiene en el mismo lugar en relación con la rotación planetaria de la Tierra, es la razón por la cual algunas de las islas más antiguas de Galápagos están más cerca del continente que las islas más jóvenes de la actualidad.

 

Las Islas Galápagos que podemos visitar hoy datan de hace 35,000 años, hasta hace unos 4 millones de años, pero los estudios submarinos revelan islas hundidas a menos de 2500 metros bajo el agua de un antiguo archipiélago que anteriormente se elevaba de la superficie del agua, que son mucho más antiguas.

 

Algunas de las especies que vemos hoy proporcionan evidencia que respalda esta teoría, ya que el material genético sugiere que han estado viviendo en las Islas Galápagos por más de 4 millones de años.

Clima

 

Las Islas Galápagos tienen un clima inusualmente seco para un archipiélago tropical, que se divide en dos estaciones principales. La estación extremadamente seca ocurre de junio a diciembre, prácticamente sin lluvia y con muy poca humedad atmosférica, independientemente de la ubicación. La estación cálida y húmeda ocurre de enero a mayo y generalmente atrapa una gran cantidad de humedad en las partes más altas de las islas en forma de niebla y lluvia en la parte sur de las islas.

 

Esta extraña relación entre las estaciones y la geografía, se produce debido a las muchas corrientes de agua oceánicas que interactúan en este peculiar archipiélago. La corriente de Humboldt y Cromwell son corrientes de baja temperatura, que provienen de la Antártida y del Océano Pacífico occidental, respectivamente. Juntos dan forma a la estación fría y seca y crean un entorno oceánico increíblemente rico y próspero. Desde el norte, la corriente de Panamá trae agua caliente, y desde el este, la corriente ecuatoriana complementa la corriente de Panamá al crear el contraste entre el norte y el sur de Galápagos. Sin embargo, cada 4 a 6 años, un evento único golpea el Pacífico conocido como "El Niño", que trae fuertes lluvias a temperaturas inusualmente calientes del agua y situaciones difíciles para las criaturas de Galápagos, un nuevo desafío para todas las formas de vida para adaptarse.

 

La mayoría de las islas no son altas en altitud, pero en aquellas donde se rompen las barreras de altitud, se pueden encontrar hasta 7 "zonas" ecológicas diferentes, que varían en términos de flora, fauna, humedad y temperatura. Esto también proporciona una increíble diversidad que todos los visitantes pueden sentir y ver.

 

El clima también ha influido en los asentamientos humanos tardíos en Galápagos. Debido a que casi no hay agua corriente y diferencias climáticas extremas, solo los muy valientes que buscaron el aislamiento lograron permanecer en los primeros días de la inmigración. Por lo tanto, los primeros asentamientos fueron solo desde 1832 en adelante, y por qué Galápagos se ha desarrollado en términos de población y turismo tan recientemente.

No todos los animales pueden cruzar el mar.

Para que los animales colonicen Galápagos, deben tener ciertas habilidades que les permitan sobrevivir en entornos hostiles. Primero, se debe superar una barrera de 1000 km de aguas abiertas. En segundo lugar, un clima isleño duro con extrema sequedad y muy poca vegetación presenta otra capa de dificultad al intentar colonizar estas islas. Los pocos animales que pudieron superar estas situaciones incluyendo reptiles, aves, invertebrados y muy pocas especies de mamíferos.

 
Pero, ¿cómo lograron llegar estas criaturas del continente a las islas?

Por su cuenta: algunas aves migratorias han logrado volar desde América del Norte a Galápagos durante los inviernos. Por supuesto, estas especies están acostumbradas a largos vuelos sobre el océano o los continentes y pueden pescar y sobrevivir en los océanos por su cuenta. Algunos se han convertido en residentes permanentes de las islas.

 

Con el viento: se ha descubierto que organismos muy pequeños como las arañas y los pequeños insectos pueden viajar grandes distancias con el viento. Los fuertes vientos de huracanes y tormentas pueden, de vez en cuando, propagar especies a lugares lejanos, y por lo tanto, es un mecanismo importante para la colonización de las islas, incluso hoy en día. ¡Algunas teorías también afirman que algunas aves pequeñas también podrían haber llegado a las islas con estos métodos!

En la madera flotante de mar que sigue las corrientes oceánicas: debido a la fuerte lluvia que a veces golpea varias zonas ecológicas de América del Sur, los ríos pueden hincharse a varias veces su tamaño habitual y arrancar árboles y arbustos que se llevan al mar. Esto podría llevar reptiles, insectos, pájaros y otras criaturas en estas balsas flotantes a islas aisladas en el Pacífico, como las Galápagos. Un tronco de árbol flotante puede, por ejemplo, llegar a Galápagos en 2 semanas después de las diversas corrientes marinas que influyen en el archipiélago, ¡un viaje muy complicado!

 

Hoy, los humanos son el medio de transporte más eficiente para que una especie colonice islas lejanas, y con efectos devastadores para la vida silvestre endémica. Se han introducido en las islas Galápagos paseos en barcos y aviones, cabras invasoras, burros, cerdos, ratas, gatos, hormigas y otras criaturas.

 

Los expertos coinciden en que los antepasados ​​de la tortuga gigante de Galápagos llegaron a Galápagos flotando en las mismas corrientes. De hecho, se han encontrado tortugas flotantes en los océanos con percebes que tardan meses en crecer. Solo un puñado de mamíferos terrestres han logrado cruzar las largas distancias desde tierra firme sobre el mar abierto y han colonizado con éxito las islas. Hoy en día, hay 6 especies de mamíferos nativos de Galápagos, incluidas 4 especies de ratones y 2 especies de murciélagos, después de haber sido adaptadas con éxito al entorno local.

 

Hoy, la introducción de perros salvajes, cabras salvajes y gatos presenta un problema muy serio para las especies locales, especialmente las aves y los reptiles. La Autoridad del Parque Nacional y la fundación Charles Darwin han llevado a cabo con éxito programas de erradicación desde la década de 1980, con cierto éxito.

El mar y sus muchas especies.

Aunque la diversidad de la vida en la tierra se limita a aquellas especies que lograron cruzar las vastas extensiones del océano, la cantidad de diversidad bajo el agua se ve muy diferente. Sin límites que cruzar y una gran riqueza de recursos bajo el agua, el mar alrededor de Galápagos presenta una gran diversidad. Con más de 50 especies de tiburones y rayas, más de 500 especies de peces, 900 especies de moluscos y caracoles, 200 especies de erizos de estrella y pepinos de mar, e innumerables crustáceos, la diferencia es clara. Lo más llamativo de estos animales marinos son las tortugas marinas con 5 especies diferentes identificadas en estas aguas, las únicas iguanas marinas del mundo y las 2 especies de adorables leones marinos. Las aves marinas y la mayoría de los animales que viven entre el océano y la tierra transportan valiosos nutrientes del mar a la superficie, donde las lagartijas, las aves y los insectos se aprovechan para alimentarse, y que también apoyan toda la vida para desarrollarse en las regiones costeras. Se pueden ver cangrejos rojos visiblemente llamativos recogiendo alimentos de la arena y otras áreas donde estos nutrientes se transportan del mar, mientras que las iguanas marinas en reposo pueden verse limpiadas por los pequeños lagartos de lava en una simbiosis muy particular que se encuentra solo aquí. Mientras que Galápagos es el hogar de 5 especies de tortugas migratorias, solo hay una especie de tortuga que anida en Galápagos. Los emparejamientos tienen lugar entre noviembre y diciembre, y de diciembre a junio, las hembras se quedan en el nido y una vez que ven el mundo fuera de su nido, comienza la carrera por la supervivencia. La madurez sexual se alcanza a la edad de 10 a 20 años, momento en el que regresan a la misma playa donde nacieron, un viaje de más de 2000 km, y de los peligros encontrados durante su migración en mar abierto.

Descubrimiento y exploración de las Islas Galápagos por humanos

El primer registro escrito oficial de Galápagos proviene de 1525, cuando el obispo de Panamá, Fray Tomás de Berlanga, llega a las costas de Galápagos por accidente, cuando las corrientes marinas empujan el barco hacia el archipiélago en la ruta de Panamá a Perú. Con agua y suministros de comida agotados, anclaron en una bahía de las islas desconocidas con la esperanza de encontrar agua corriente. En esta excursión mueren 2 hombres y 10 caballos, mientras que otros intentan hidratarse masticando vainas de cactus. Su relato al rey español contiene la primera descripción de las tortugas y lagartos gigantes de Galápagos y enfatiza la mansedumbre de los animales y el paisaje espacial.

 

Entre 1593 y 1710, los piratas y bucaneros apoyados por los estados europeos, apenas utilizaron las islas como refugio y suministro de alimentos. Las tortugas gigantes de Galápagos fueron tomadas como suministros de carne viva en su barco, y fueron preferidas debido a su bajo mantenimiento y longevidad sin recursos. Esto llevó al suministro general de tortugas en las islas más escasas y empujó a los piratas a aprovechar las cabras como la principal fuente de alimento, ya que se alimentaban de prácticamente cualquier planta y podían reproducirse de manera rápida y eficiente.

 

En 1684, Ambrose Cowley, como parte de una expedición inglesa, creó el primer mapa de las islas, dándoles varios de los nombres que todavía se usan en la actualidad.

 

El año de 1744 llegó con el auge de la industria ballenera, y con cada nueva expedición llegó el nombramiento de las islas. Curiosamente, las expediciones respaldadas de forma independiente por españoles, ingleses e incluso holandeses cartografiaron las Islas Galápagos y dieron nombres a las islas.

 

Entre el año de 1973 y 1870, los balleneros destruyen poblaciones de ballenas, leones marinos y tortugas gigantes de Galápagos para obtener petróleo, pieles y carne. Un registro de 1820 señala que un solo barco tiene 360 ​​tortugas, mientras que otro de 3 años después registra 5000 pieles de leones marinos. Durante este tiempo, es probable que los balleneros destruyan alrededor de 200,000 tortugas gigantes. En 1793, se dice que el capitán Colnett creó la famosa Oficina de Correos de Galápagos al levantar un barril que albergaba las cartas entre los visitantes de la bahía, que continúa hasta hoy.

 

1835 llegó con el visitante más famoso de las Islas, el Sr. Charles Darwin, que se quedó durante 5 semanas en el archipiélago como parte de su gira mundial a bordo del Beagle dirigido por el capitán Fitz Roy. Su trabajo consistía en explorar la riqueza natural y geológica de cada parada en este viaje, y en Galápagos, visitó Floreana, Isabela y Santiago, así como San Cristóbal, su primera parada. Recolectó plantas, pájaros y numerosos animales, todos los cuales fueron enviados de regreso a Inglaterra y más tarde le sirvieron de base para su famoso libro, "El origen de las especies", que se publicó en 1859.

 

De 1905 a 1906, la "Academia de Ciencias de California" comenzó a realizar sus primeras grandes expediciones de investigación, que incluyeron la colección de 8691 aves y 264 tortugas de 10 islas diferentes, así como numerosos otros animales y plantas. Hoy los visitantes pueden explorar parte de la colección que el CAS creó con fines de investigación.

 

En 1959 se creó oficialmente la Fundación Charles Darwin, celebrando los 100 años de la publicación de "El origen de las especies". Desde entonces, han dirigido investigaciones internacionales sobre Galápagos.

Liquidación posterior

Las historias hablan de un señor Patrick Watkins, que se quedó varado en la isla de Floreana en 1807, donde aprovechó las verduras y la fauna local, intercambiando algunos de sus cultivos con ron de los balleneros. La historia continúa explicando que el Sr. Watkins robó un pequeño barco y finalmente aterrizó en la Cárcel en el continente. Sin embargo, no hay registros comprobados de esto, y ninguna prueba más allá de la historia hablada.

 

En 1832, Ecuador se hace cargo oficialmente de Galápagos, declarándolo parte del territorio y dándole el nombre oficial de Archipiélago de Colón. El gobierno central luego decide enviar colonos a las islas para cimentar sus propiedades y anexiones.

 

De 1850 a 1860, Galápagos se considera una "prisión ideal", gracias a su aislamiento del continente, y es seguida por la creación de colonias penales en estas islas lejanas. Existen muchas historias de escape y motín, pero la mayoría de los prisioneros han sufrido debido a la situación inhumana y los bajos recursos disponibles.

 

1926 llegó con el asentamiento de unos pocos balleneros noruegos en Galápagos, que pretendía crear una colonia entre 4 islas, pero después de unos años, las condiciones eran tan severas que la mayoría regresó a casa después de 1929.

 

En 1929, escapando del ambiente hostil en Europa y con la idea de crear un Jardín del Edén para ellos, los colonos alemanes llegaron a las islas, y el período de crimen y misterio aseguró que solo una familia de inmigrantes quedara en un aislamiento relativo en las tierras altas. de Floreana.

 

Una de las familias más famosas que logró establecerse en Galápagos fue el Sr. Cruz, quien en 1939 llegó a Galápagos en busca de la naturaleza y la libertad. En 1944 se casó con Emma Bodon y se mudó con ella a Floreana. En una pequeña granja llamada ": como Palmas", cultivaban café y papas, mermelada y otros productos de frutas, y los intercambiaban con pescadores locales. Eliecer también enseñó a muchos lugareños a leer y escribir, ya que la educación era extremadamente importante para él. Con el poco dinero que tenían, trajo libros y con el tiempo se unió una biblioteca. Era el orgulloso padre de 12 hijos, lo que les ayudó a mejorar aún más su hogar y su isla en lo que es hoy.

 

Claudio Cruz, uno de los descendientes directos de Eliecer, todavía administra la granja hoy, y si tiene suerte, puede hablar con él en su viaje a Floreana.

 

De 1879 a 1940, San Cristóbal vio el surgimiento de un centro agrícola llamado "El Progreso", que tenía un objetivo claro: convertirse en el mayor productor de azúcar de América del Sur. Sin embargo, dentro de las exportaciones que incluían la cartera de productos, se encontraban pieles de vaca, aceite de tortuga y caña de azúcar. Su reinado en la isla siempre estuvo marcado por el terror y una esclavitud como modelo, que finalmente empujó a sus trabajadores a asesinar al Sr. Cobos.

 

A pocos años de la Segunda Guerra Mundial, 1941 llegó con el desarrollo de una base militar en la isla de Baltra, que supervisaba el tráfico del Pacífico y que controlaba el acceso al Canal de Panamá desde el oeste. Después de la guerra, el aeropuerto volvió al control de Ecuador y se estableció el primer aeropuerto comercial de las islas.

 

1959 llegó con la llegada de los primeros vuelos comerciales y con eso, comenzó el comienzo del turismo de masas.

 

En 1969 llegaron los primeros cruceros a Galápagos, y se desarrolló un nuevo tipo de turismo centrado en la naturaleza.

 

2015 - hacia el futuro: a partir de 2015, Galápagos recibe una afluencia anual de alrededor de 225,000 visitantes de todo el mundo.